Loading...

14 Consejos para estudiar desde casa

Vamos a entrar en la tercera semana de cuarentena y para aquellos de vosotr@s que podáis, puede ser una buena oportunidad de seguir estudiando o empezar una formación online que os ayude a pasar estas semanas. Para aquell@s que os decidáis os dejamos unos cuantos tips para hacerlo de la forma más productiva posible. También se pueden aplicar a aquellas personas que están trabajando desde casa:

 

#1 ¡Vístete!
Puede que estudiar desde casa en pijama y sin areglarte te resulte tentador y cómodo al principio (siendo sinceros…todos lo hemos hecho alguna vez) pero no ayuda en absoluto a tu productividad. Vestirte te ayudará a seguir una rutina y te preparará para afrontar el trabajo que tienes por delante. Además, vestirte para trabajar y luego cambiarte de ropa cuando termines el día y vayas a descansar, te ayudará a separar el tiempo de estudio del tiempo de descanso. Aún mejor, si no estás solo en casa, será una señal para que el resto de personas de la casa sepan que estás en modo trabajo y eviten distraerte.

#2 Elabora un Calendario
En él, incluirás en letra grande y llamativa los trabajos a entregar o los exámenes. De esta forma, aunque los días pasen volando, tendrás tus objetivos en mente y no los olvidarás

#3 Haz un Horario específico y síguelo
Una vez elaborado el calendario, márcate un horario para el día a día. Elije una cantidad de horas para estudiar que se adapte bien a tus circunstancias. Es importante que sea REALISTA, todos empezamos muy motivados, pero a lo largo del año van surgiendo circunstancias que nos pueden impedir que le dediquemos tanto tiempo como querríamos al estudio. Si incluimos un tiempo para hacer gestiones o trabajar en el horario, será más fácil que el estudio tenga su tiempo establecido y que no quede en el fondo del quehacer diario. Por otro lado, fijar un tiempo de estudio demasiado ambicioso puede contribuir a que nos frustremos al no poder combinarlo con otras obligaciones.

#4 Haz una lista con los objetivos de cada día.
Pregúntate qué es lo que necesitas conseguir cada día para alcanzar tus objetivos fijados en el calendario. Dividir objetivos en pequeñas tareas ayuda a seguir motivad@ y vencer la procrastinación. Estos «deberes» diarios tienen que ser muy específicos y fáciles de medir «Hoy veré las clases del tema 5 y haré 3 test». Conviene que estos «deberes» diarios alternen entre diferentes tipos de tareas. No es aconsejable realizar un mismo tipo de trabajo durante mucho tiempo. Tachar diferentes tareas diarias y «quitártelas de encima» te motivarán y evitarán que te desanimes al encontrarte, a final de mes, con una lista gigante de cosas que deberías haber hecho. Recuerda dejar siempre lo fácil para el final y lo difícil para el principio. Una vez completes las tareas más difíciles, el resto de jornada te será más llevadera.

#5 Habilita un espacio cómodo para estudiar.
Es más fácil recordar información cuando estás en el mismo lugar en el quela aprendiste por primera vez, así que tener un espacio fijo en casa para estudiar puede hacer que seas más eficiente. Un ordenador encima de un escritorio, una buena silla que te permita mantener una postura erguida, no dejar nada que pueda distraerte a tu alcance suelen ser los consejos básicos. Además, si puedes, estudia apartado de tu sofá o cama, que haya una distinción clara entre el lugar donde estudias y el lugar donde descansas te ayudará a concentrarte.

#6 Toma notas continuamente.
Tomar notas, hacer esquemas, escribir reglas mnemotécnicas…. hacer este tipo de cosas promueve el pensamiento activo, mejora la comprensión y aumenta tu nivel de atención. Es una buena forma de interiorizar los conceptos, así que ¡empieza ya a sintetizar los puntos clave!

 

#7 Pregunta las dudas.
Participar en los foros o preguntar las dudas al profesorado te ayudará a mejorar tu aprendizaje.

#8 Haz descansos.
Descansar el cerebro después de aprender es fundamental para incrementar tu eficiencia. Si una materia se te atasca y te da la sensación que no progresas, tómateun descanso. Puede que al hacerlo encuentres una forma de reenfocar el problema.

 

#9 Cada cosa a su tiempo
El famoso Multitasking es menos productivo que centrarse en una sola tarea a la vez. Concéntrate en una sóla tarea, absorverás más información y completarás tus objetivos con mayor productividad que haciendo varias cosas al mismo tiempo

#10 Deja de estudiar a tu hora
Cuando estudias desde casa es fácil que el final del tiempo de estudio sea más difuso. Es importante que respetes el horario que has fijado y te habitúes al ritmo que has definido. Habrá días en los que no te sientas muy productiv@. No pasa nada, lo mejor que puedes hacer en ese momenro es finalizar cuando marque tu horario y descansar para afrontar el día siguiente con más energía, no intentes compensarlo con más horas.

#11 Haz algo de ejercicio
Al finalizar el día de estudio o antes de empezarlo es muy recomendable que hagas ejercicio de algún tipo ya que estarás mucho tiempo sentad@ a lo largo del día. Si además no puedes salir a la calle debido al confinamiento es muy fácil que acabes en el sofá o la cama. Oblígate a moverte un poco. Ahora mismo, tienes una gran cantidad de videos, canales, directos de Instagram… de gente que te proponen una serue de ejercicios para hacer desde casa, aprovéchalo.

#12 Comprométete y si te resulta difícil… ponte trampas
Planificar y cumplir un horario es lo ideal, pero a veces no es suficiente. Todos hemos empezado buscando algo de información para el estudio en internet y 4 clics después nos encontramos leyendo sobre el último escándalo de la familia Real británica. Si en algun momento sientes flaquear tu fuerza de voluntad, haz que otro lo haga por ti. Hay muchas aplicaciones para evitar las distracciones, instálate alguna. Otra solución es contarles a tus amig@s/familiares tus objetivos o postearlo en las redes Sociales, nunca vienen mal unos ánimos extra. Además, el hecho de tener que enfrentarte a preguntas como «¿Cómo vas con…?»  hará que te pongas las pilas.

#13 Sigue en contacto con tus compañer@s
Una de las cosas que más echarás de menos será el trato con tus compañer@s. Pero que no puedas verlos en persona no significa que no te puedas comunicar con ell@s. Hablar por Slack, Hangouts, Whatsapp, Telegram o por donde sea te ayudará a desconectar de vez en cuando.

 

#14 Reserva tiempo para tus hijos
Si tienes hijos y estás con ellos en cuarentena, comprobarás que trabajar cuando tienes un hij@ pequeñ@ cerca de ti resulta bastante complicado. Dedícales una parte de tu tiempo y juega con ell@s a ratos. Puede que de esta forma te deje estudiar un poco más tranquil@.

Esperamos que estos consejos os animen a seguir estudiando estas semanas o a empezar una nueva formación. #EstoPasará pero intentemos sacar algo positivo de ello.

Ánimo compañer@s!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*